¿Puede el sexo curar la depresión?

En el mundo de la escritura persuasiva, convencer a la gente de que el sexo hace que alguien se sienta bien es una tarea bastante sencilla. Estamos conectados para ello. Cuando no podemos compartir un orgasmo con alguien, podemos hacerlo nosotros mismos. Los hombres, en promedio, piensan en el sexo 19 veces al día y las mujeres, en promedio, diez. Así que incluso en circunstancias normales, no ansiosas, sabemos que el sexo saludable generalmente nos hace sentir mejor.

Pero, ¿qué pasa con el sexo como un tratamiento para la ansiedad? Cuando estoy ansioso, abrumado, o incluso paranoico, tener relaciones sexuales – o más específicamente, alcanzar el orgasmo – me hace sentir bien. Después de tener un orgasmo, la ansiedad casi siempre desaparece. Ya sea porque el acto en sí mismo me distrae, o las diversas reacciones químicas cerebrales del orgasmo aplastan la ansiedad, o alguna combinación de ambos, lo que es innegable es que funciona.

Continúe leyendo ¿Puede el sexo curar la depresión?